Pasar al contenido principal

Barcelona recibirá el segundo mayor cable submarino del mundo

Barcelona será puerto de llegada a Europa de la conexión intercontinental de telecomunicaciones 2Africa. Se trata de uno de los proyectos de fibra óptica más importantes del mundo e interconectará Europa, África y Oriente Medio mediante un cable submarino de 37.000 km de longitud.

Este cable submarino, el segundo mayor del mundo en extensión, ha sido promovido por China Mobile International, Facebook, MTN GlobalConnect, Orange, STC, Telecom Egypt, Vodafone y WIOCC. El proyecto está destinado a mejorar la conectividad en toda África y Oriente Medio. Se espera que el sistema entre en pleno funcionamiento entre 2023 y 2024. Una vez en servicio superará la capacidad total ofrecida por todos los cables submarinos existentes hoy en África, con una capacidad de hasta 180Tbps en partes clave del sistema.

Motor para la economía local

El punto definitivo de entrada del cable submarino todavía no está decidido. Podría ser el Puerto de Barcelona, pero también cabe indicar que una compañía privada ha abierto recientemente una estación de recepción de cables submarinos en Sant Adrià de Besòs, municipio lindante con la capital.

El consejero de Políticas Digitales y Administración Pública de la Generalitat, Jordi Puigneró, ha recordado que “el cable llegará después de cinco años de trabajo intenso y discreto en el ámbito internacional”. Para Puigneró, “el cable submarino supone una oportunidad de futuro en un momento clave para la reactivación de la economía del país. Si las grandes industrias del siglo XX buscaban territorios con autopistas, puertos y aeropuertos para instalar sus empresas, ahora buscan sobre todo conectividad internacional”.

Más capacidad y fiabilidad

La conexión 2África hará que los proveedores de servicios puedan proporcionar más capacidad de Internet y mayor fiabilidad de conexión en grandes áreas del continente africano. También complementará el rápido crecimiento de la demanda de capacidad en el Oriente Próximo y sustentará el ulterior crecimiento del acceso de banda ancha 4G, 5G y fija para cientos de millones de potenciales usuarios.

Este despliegue apoyará el desarrollo del ecosistema de Internet al facilitar una accesibilidad mejorada para las empresas y los consumidores por igual. Por otra parte, la consecución de una mayor conectividad entre África, Europa y Oriente Próximo y ayudará a reducir la brecha digital entre estas regiones del mundo.

El cable 2Africa implementará la tecnología SDM, que permite el despliegue de hasta 16 pares de fibras en lugar de los ocho pares de fibras de tecnologías más antiguas, lo que brinda una capacidad mucho mayor.

También incorporará tecnología de conmutación óptica para permitir una gestión flexible del ancho de banda. La profundidad de enterramiento del cable también se ha incrementado en un 50% en comparación con los sistemas anteriores. En lo referente al enrutamiento del cable, se han evitado ubicaciones ligadas a perturbaciones submarinas conocidas.

Los cables submarinos de fibra óptica son cruciales para la red mundial de telecomunicaciones: el 99% del tráfico intercontinental de Internet se realiza sobre este tipo de infraestructuras, que son consideradas estratégicas para la digitalización de las sociedades.